0412

- - - - - - - - - - - - -

En los Haikai, versos de unas 17 sílabas, con estructura usualmente 5 – 7 – 5, se distingue en:

  • Zappai, de 17 sílabas en tres versos. Son imaginativos e incluso pueden ser imaginarios.
  • Senriu: Pueden ser imaginativos, pero nunca “Imaginarios”. Contienen un “Insight”, un momento de ¡ajá! Y presentan con alusión a lo humano, no a la naturaleza.
  • Haiku: Contienen un insight con alusión siempre a la naturaleza, puede hacer alusión o no a lo humano como parte de la naturaleza.

- - - - - - - - - - - - -

Un haiku es un poema corto, que usa imágenes de la naturaleza y de las estaciones, para presentar un complejo intuitivo y emocional, en un instante de tiempo.

  • Son breves, de unas 17 sílabas.
  • Presenta imágenes, y no ideas.
  • Son intuitivos, y no intelectuales.
  • Usa la observación de la naturaleza y de las estaciones como base para la intuición.
  • Se basa en observaciones específicas, no generales.

Se escriben en tiempo presente, y se enfocan en la naturaleza, incluyendo o sugiriendo frecuentemente, palabras referentes a las estaciones (kigo). Relatan un momento de descubrimiento, o sorpresa (¡ajá!), al contrastar dos imágenes separadas por un punto de pivote, o pausa, denominado kire, y que divide el poema en dos partes. El kire ocurre al final del primer o segundo verso.

- - - - - - - - - - - - -

El haiku busca la verdad. No busca un escape de la realidad. No relata hechos imaginarios, ficticios, irreales. Busca ser fiel a la verdad. No necesariamente expresan un hecho ocurrido, pueden hacer uso de la imaginación para enriquecerse, pero para transmitir verdades.

Se basan en una gran sensibilidad en el presente inmediato. En la realidad material. Hacen referencia a un evento particular. El relato se presenta de forma brevísima, con simplicidad, y con una aceptación plácida de la realidad.

Buscan bosquejar desde la realidad, desarrollando una percepción aguda del mundo y de la experiencia de verdad. Pueden incluso destilar la realidad con la imaginación, y ser selectivos en cuanto al aspecto de la realidad a relatar. Pero buscan siempre expresar una verdad poética, buscando crear una impresión significativa en el corazón del lector.

- - - - - - - - - - - - -

La presentación del evento se hace siempre en tiempo presente, no en pasado. Se hace siempre referencia a la naturaleza, y muy frecuentemente, contiene un kigo, o palabra que hace referencia a la estación.

El haiku se divide en dos o tres partes o imágenes contrastantes, separadas por una palabra de pivote, corte o separación, llamado kire, al final del primer o segundo verso. Esta yuxtaposición de dos o más imágenes, es fundamental.

El contraste, evidente o sugerido, entre las dos imágenes, suscita un insight, un momento de descubrimiento o sorpresa, (el instante del ¡Ajá!). Este contraste es intuitivo, sensorial, sin palabras, ni intelectualidad. La contradicción, sugerencia, o sorpresa, a menudo tiene un carácter humorístico.

También se caracteriza el haiku por la ausencia del ego. El poeta atestigua el instante, percibido en soledad, evitando expresar explícitamente el yo. Asume únicamente la función de atestiguar el instante, el insight, como sujeto pasivo.

- - - - - - - - - - - - -

El haiku pretende alcanzar profundidad de la expresión. Contiene complejidad. Se enfoca en un instante específico, pero busca trascenderlo. Busca crear una impresión significativa en el corazón del lector. Contiene un espacio para el misterio. Debe invitar a lo desconocido… A lo no-conocible…Se dice lo no dicho sin decirlo... El haiku debe quedar sin resolver... Debe dejar espacio para la sugerencia... la sorpresa... En los haikus se destacan la presencia de los valores del amor, la libertad, la valentía y la ausencia de moralismos.

Algunos caminos para alcanzar esta complejidad y profundidad, son el uso de la imaginación, las alusiones (estacionales, culturales, literarias, históricas), el símil, la metáfora, los simbolismos (metáforas no resueltas)… Los poemas con más profundidad, son los que operan exitosamente a nivel literal, al tiempo que son potencialmente metafóricos.

Los haikus más logrados son aquellos que alcanzan:

  • La mejor calidad en la combinación entre la alusión y lo inmediato.
  • Ser más ingeniosos.
  • Un buen uso de los recursos literarios (imaginación, alusiones, símil, metáfora, simbolismos…)
  • Ser interpretado a nivel literal y a mayores niveles metafóricos.
  • Balancear la espontaneidad y la autoconciencia.



- - - - - - - - - - - - -

Un Dôkujin se compone de siete haiku concatenados sobre un tema

en el haiku abundan los sustantivos, es una forma poética predominantemente nominal, de expresión sencilla y concisa.

En cuanto al contenido, "haikai es simplemente lo que está sucediendo en este lugar, en este momento", nos dicen los poetas japoneses del siglo XVII.

Escribir un Haiku es: “usar esa capacidad de asombro aunada al conocimiento de las palabras para reflejar en la minimez del haiku, nuestra mirada.” Maramín.

- - - - - - - - - - - - -

Mis… ¿senryus románticos necesarios? Han de presentar a nivel literal, la relación de pareja, que cubran como metáfora de fondo, el amor del sujeto revolucionario por el Pueblo. Han de balancear el realismo orientado a la percepción de relación de pareja en presente, con el idealismo que moviliza la acción política y social, hacia la ucronía de un mundo sin injusticia, ni opresión.

Los componentes de percepción e imaginación de mis haikai, han de equilibrar los componentes interpersonal e ideológico, para alcanzar significado social y espiritual en el lector, que movilice su compromiso.


1 comentario:

Solo-en-la-Acera dijo...

Que me perdonen los autores... todo esto es cortado y pegado en mi "cuaderno", quien sabe de q lugar de internet...